Saltar al contenido
TIPOS DE PECES EXÓTICOS

La piel de tilapia se utiliza para tratar animales quemados en el Pantanal.

La piel de tilapia se utiliza para tratar animales quemados

Una cría de venado cola blanca, tres tapires, un oso hormiguero gigante y una serpiente anaconda ya recibieron el tratamiento que utiliza piel de tilapia como apósito para quemaduras.

Con la quema en el Pantanal, los animales son los que más sufren, por sus heridas. Por eso investigadores y veterinarios se han unido para ayudarlos mediante una innovadora técnica brasileña.

El método fue desarrollado por investigadores de la Universidad Federal de Ceará y el Instituto de Apoio ao Queimado. Las pieles de tilapia, que normalmente son desechadas por la industria, se deshidratan, esterilizan y almacenan a temperatura ambiente.

Luego, se aplican sobre las heridas, actuando como apósito para la zona quemada y ayudando a su cicatrización.

“La piel de tilapia tiene una gran capa de colágeno, que es importante en el proceso de curación de la quemadura”, explica el biólogo Felipe Rocha, coordinador de la Misión Ajuda Pantanal e investigador del proyecto Pele de Tilápia.

El tratamiento ya se ha utilizado en una anaconda (arriba), un ciervo, tres tapires y un oso hormiguero gigante. Un tuiuiú espera en la cola para recibir la piel de tilapia
Foto: divulgación / Felipe Rocha

Caso más famoso

A un oso hormiguero gigante le quemaron las cuatro patas en la región de Passo do Lontra (MS) y recibió el tratamiento con cuero de tilapia y placenta de caballo para reconstituir la piel.

El servicio se realiza en el Centro de Rehabilitación de Animales Silvestres (CRAS) de Campo Grande, en alianza con una empresa especializada.

Según el técnico Lucas Cazati, su estado es grave, con intensas quemaduras en las cuatro piernas y una herida en el hocico.

“La salud de este animal es compleja, pero con el procedimiento comienza a mostrar mejoras. Estamos intentando que se alimente solo ”, explica.

Se aplicaron biomembranas en las cuatro patas, con la piel de tilapia en las patas delanteras y la placenta del caballo en las patas traseras, teniendo en cuenta las características de lesión de cada pata.

La placenta equina ayuda en la cicatrización y crecimiento de las células de la piel, además de proteger la herida.

La técnica está teniendo éxito porque facilita el manejo del animal en la fase de recuperación, reduciendo la cantidad de sedación para que se pueda mantener el vendaje.

Además de la piel de tilapia, se utiliza la placenta equina que involucra la pata del oso hormiguero.
Foto: Divulgación / CRAS

Los incendios

El problema en la región ha durado más de dos meses y el área destruida representa el 27% de su territorio consumido por el fuego hasta el 11 de octubre de este año.

Desde enero, el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales (Inpe) ha registrado más de 17.000 puntos calientes en el humedal. Las cifras son más altas que todo el año 2019, que registró 10.025 brotes, un aumento del 74%.

Fuente: Revista Pesca & Companhia

Publicado en octubre / 2021